Colegio José Luis Poullet, El Puerto de Santa María Fecha 10 de mayo de 2009 Fuente Trabajo propio Autor [mostrar]Emilio J. Rodríguez Posada (1986–) Blue pencil.svg wikidata:Q30564104 Permiso (Reutilización de este archivo) Own work, copyleft: Multi-license with GFDL and Creative Commons CC-BY-SA-2.5 and older versions (2.0 and 1.0)

¿Realmente son necesarios más docentes?

Ayer conocíamos que los sindicatos de la enseñanza en Andalucía han rechazado la propuesta de oferta de empleo público para maestros por ser inferior en 1170 puestos a las que planteaba la Administración Díaz.

La coalición prinsenvlag está igual de sometida a los matones sindicales que el anterior ejecutivo autonómico. Con ello ha quedado patente que existe un mercadeo entre el Consejero de Educación de la Junta, el Sr. Imbroda y las organizaciones sindicales, por unas 1000 plazas. Los representantes del funcionariado solicitan 2000 nuevas plazas y 2500 para reposición de empleo. Analizamos estos términos tan burocráticos en el presente post con un divertido caso práctico que explica grosso modo la trazabilidad del empleo público en el sector educativo.

Tu hijo llega a casa diciendo: no hemos tenido clase. A Doña Fulanita la operan y se ha dado de baja. Mañana viene un “sustituto”.

Doña Fulanita es la maestra de siempre de tu hijo. Tiene plaza en el colegio desde hace años, ya que accedió por oposición. Por desgracia, no podrá dar clase durante un tiempo. Así que desde el colegio llaman a la Consejería de Educación explicando la situación, y recurren a una lista de personas diplomadas en Magisterio llamada bolsa de trabajo e interinidades. Esta bolsa contiene dos grandes grupos de personas de las cuales uno será el sustituto de Doña Fulanita: aquellos que no han superado una oposición (trabajo) y aquellos que sí (interinos).

Una serie de criterios determinan la selección del sustituto, dominados por los principios de mérito y capacidad. De esos criterios, el burócrata selecciona a alguien en la lista. Pongamos que es un diplomado en Magisterio que acaba de salir de la carrera y hasta que convoquen la próxima oposición, necesita ganarse la vida. Llamaremos al sustituto Don Menganito.

Don Menganito llega al colegio de tu hijo, se presenta y explica a los niños que estará por un tiempo en la escuela, hasta que Doña Fulanita se recupere. Pasa el tiempo, y el pronóstico de la que ocupa la plaza no es positivo: parece que tendrá que causar baja total. En una situación económica normal, cabría esperar que Don Menganito estudiara por las tardes el temario de la oposición, y que consiguiera plaza fija en la siguiente convocatoria.

Pero, ¿Qué ha cambiado con respecto a los años 80, cuando se diseñó el sistema? 

Por desgracia, no contamos con diferenciación entre sector público y sector privado en los números que aquí exponemos. Ello no quita que la situación que los sindicatos describen sea irreal, ya que existe un 78% más de maestros para un 16% menos de alumnos en Educación Primaria para el periodo 1980-2016.

1) Hay menos niños a los que dar clase.

Concretamente, en 1980, las mujeres en edad núbil [15-49 años] alumbraban, en promedio en nuestro país a 2.22 niños. El último dato disponible es de 1.33 niños en promedio, lo que supone una caída del 40%. Pero muchos podrían alegar que no se trata de un buen indicador porque de España sale y entra gente.

Analizando el caso de la Educación Primaria, e incorporando a los hijos de inmigrantes que llegan a España, la población educativa en Educación Primaria es de 3.027.800 alumnos. En 1980 era de 3.608.900 alumnos. Una caída promedio del 16%.

2) El número de docentes en activo ha aumentado.

Por desgracia, el Banco Mundial comenzó a contabilizar al profesorado en 1981 y el último dato con el que contamos es de 2015. No obstante, me permite afirmar que la plantilla docente en primaria se ha incrementado en un 78%.

3) Gran parte del sueldo de los maestros no lo paga el contribuyente, lo paga el tenedor de Bonos y Obligaciones del Estado.

La Consejería de Educación de la Junta de Andalucía gestionada por el Sr. Imbroda considera que deben cubrir las plazas en calidad de funcionarios que dejan vacantes los maestros que se jubilan (2000 plazas), y que 1400 maestros como Don Menganito pasen también a ser considerados funcionarios. Es decir, en el mejor de los casos para el contribuyente: incrementar la contratación en un 70%. Lástima no tener el dato por CCAA para analizar el despilfarro de recursos. A ver si en la Consejería demuestran tener un poco más de lucidez no bajándose los pantalones ante los supuestos defensores del trabajador. A ver si les invade un poco de espíritu neoliberal.

Premier Thatcher (l) en premier Lubbers tijdens een persconferentie Metadata Collectie / Archief Fotocollectie Anefo Reportage / Serie Bezoek Engelse premier Margaret Thatcher Beschrijving Premier Thatcher (l) en premier Lubbers tijdens een persconferentie Datum 19 september 1983 Trefwoorden ministers-presidenten, persconferenties Persoonsnaam Lubbers, Ruud, Thatcher, Margaret Fotograaf Bogaerts, Rob / Anefo Auteursrechthebbende Nationaal Archief CC0 logo Materiaalsoort Negatief (zwart/wit) Nummer archiefinventaris bekijk toegang 2.24.01.05 Bestanddeelnummer 932-7047



Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *